Santuario de Nuestra Señora de la Barca

En un enclave espectacular, el santuario se funde con el entorno en el que destacan las piedras “mágicas” con propiedades curativas y adivinatorias: la Pedra de Abalar, la Pedra dos Cadrís y la Pedra do Temón, que según cuenta la leyenda, son los restos de la embarcación en la que llegó la Virgen por mar para alentar al apóstol Santiago en su evangelio.

MÁS INFORMACIÓN

Facebooktwittergoogle_plusmail